Escuela del Vidrio

 

La Escuela del Vidrio es un proyecto educativo de cooperación internacional que fue iniciado en 2009 y cuya localización se sitúa en la Aldea El Porvenir del Norte (Camalote), al norte de la ciudad de El Progreso, Yoro, HondurasEste proyecto tiende a jóvenes de escasos recursos de áreas rurales que de otro modo no tendrían acceso a una educación. Ofreciéndoles tres años de formación profesional en Artesanía en Vidrio o en Cocina y Turismo, con la certificación de CONEANFO (Comisión Nacional para el Desarrollo de la Educación Alternativa no Formal) y permitiéndoles examinarse al mismo tiempo del Ciclo Básico (educación reglada) gracias al convenio con IHER (Instituto Hondureño de Educación por Radio). Adicionalmente, La Escuela del Vidrio abre sus puertas los sábados para los jóvenes que desean hacer su bachillerato y para otras actividades didácticas y educativas.

 

En este centro educativo, se cree en una educación orientada al acceso laboral, y por ello se ofrecen proyectos paralelos de prácticas reales. Trabajamos en comunicación con empresas para que los jóvenes hagan sus prácticas hacia el final del tercer curso antes de graduarse. Lo que no sólo les abre muchas puertas para su contratación dada la experiencia, sino que les dota de actitud, compromiso y motivación. Además, de este proyecto han nacido otras muchas iniciativas que benefician globalmente a las comunidades de El Progreso.

PRESUPUESTO 2021

120.142€

Nº DE ALUMN@S

90

Nº DE EMPLEADOS

18

HORAS COLABORADAS

6270

Nº DE COLABORADORES

50

BECA MENSUAL POR ALUMN@

112€

Presupuesto original en moneda local es de 3.547.767 lempiras
*Cambio euro-lempira a fecha 21/12/2020 = 29,53

Onda de Impacto

 

A su vez, son indudablemente beneficiadas:

-Sus respectivas familias y las comunidades rurales en las que viven los jóvenes. 

-Los empleados del centro: maestros, equipo administrativo, limpieza y vigilancia. 

-Las empresas y negocios que puedan contratar a jóvenes formados, cualificados y con valores y capacidades para el trabajo. 

-Los voluntarios que visitan la Escuela del Vidrio, por la multiculturalidad, sensibilización, empatía y concienciación social. 

-Pero más significativa y globalmente, las beneficiadas son las comunidades rurales sin centros educativos de secundaria gracias al impacto de una educación reglada y el acceso y avance laboral y ,en consecuencia, social que supone.

Contexto: ¿por qué este proyecto?

 

Honduras es un país definido por la falta de oportunidades educativas y laborales, tanto por parte de las empresas, las cuales se escudan en contratos denigrantes y despidos baratos; como por parte de la oferta educativa que se ve minusvalorada por la necesidad de subsistencia de la población,  obligada a buscar fuentes de ingresos rápidas para poder sobrevivir.

 

El 46% de la población hondureña (antes del covid-19 y los huracanes Eta e Iota), que corresponde a la población activa del país, se encuentra en desempleo y el 60% de los que tienen empleo se trata de ocupación precaria. Además, el nivel de escolarización secundaria es preocupante, pues el 13% de los hondureños mayores de 15 años no sabe ni leer ni escribir (INE), dato que alcanza el 20,2% en zonas rurales.

 

 La precariedad laboral es tan extrema que las últimas contrataciones, según la Mesa Territorial de Empleo de la Ciudad de El Progreso en la cual participamos, no superan los 58 días, especialmente en el caso de los Call Centers.

 

Todo ello hace que  la estructura social se tambalee y resulte tan complejo conseguir un contrato estable y digno, por la falta de formación propiciada por la prisa y la necesidad de ganancias para los ciudadanos, especialmente los jóvenes. Lo que comúnmente les acerca a grupos peligrosos como maras o narcos, dada su vulnerabilidad.

 

Es de ahí de donde nace una escuela centrada en una educación profesional de calidad y orientada al acceso laboral. Construida en unos valores de igualdad y centrada en que los estudiantes respondan a su derecho a la educación, se asegura de que puedan así entrar al mercado laboral con experiencia real y trayectoria profesional.

Si prefieres hacer una donación puntual, no olvides enviarnos un email a hola@fundacionveron.org con NOMBRE, APELLIDOS, DNI y Código Postal para hacerte el certificado de donación.

33505

HAZ UNA DONACIÓN PUNTUAL CON TRANSFERENCIA

ES48 0128 0012 8101 0007 0185
Instagram